Hacia el Domingo…18 de marzo de 2018: “DESDE EL CORAZÓN”

Allá por el siglo séptimo antes de Cristo, un joven profeta de Anatot anunciaba a sus contemporáneos una futura intervención de Dios para renovar la alianza antigua del Sinaí, en tiempos de Moisés. La primera alianza había vivido siempre bajo el signo de la ruptura: el pueblo y sus dirigentes habían sido infieles al compromiso que sus padres realizaron y que ellos renovaban año tras año.

¿No es la ruptura también el signo de nuestros tiempos y todas sus alianzas? El deseo de Jeremías es también el sueño profundo de todos los que, a pesar de todo, creen en el futuro del hombre en estos tiempos.

Sigue leyendo